27.7 C
Santo Domingo
lunes, agosto 8, 2022
Mas

    Agujero en la capa de ozono detectado en marzo ya se ha cerrado, según la Organización Meteorológica Mundial

    Ginebra.- El agujero en la capa de ozono que los meteorólogos habían detectado en el Ártico el pasado mes de marzo, un fenómeno que no se había registrado desde 2011, se ha cerrado, informó la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

    “Los niveles de reducción de ozono fueron peores que los detectados en 2011, pero ya se ha vuelto a la normalidad, debido a factores meteorológicos, y el agujero se ha cerrado”, indicó en rueda de prensa la portavoz de la organización, Clare Nullis.

    La detección de esta anomalía en marzo, explicó, se debió principalmente al mantenimiento en la atmósfera de sustancias perjudiciales para la capa de ozono, pese a que el Protocolo de Montreal de 1989 prohibió su uso, unida a un invierno especialmente frío en la estratosfera.

     Agujero en la capa de ozono detectado en marzo ya se ha cerrado, según la OMM
    Agujero en la capa de ozono detectado en marzo ya se ha cerrado, según la OMM

    Nullis negó cualquier relación de los cambios registrados en la capa de ozono con la reducción de emisiones contaminantes ocurrida en el planeta estos meses debido a la pandemia de COVID-19, que ha reducido en parte la actividad industrial y los transportes.

    La capa de ozono estratosférica actúa a modo de “escudo protector” para la vida terrestre de los efectos potencialmente dañinos de la radiación ultravioleta.

    La reducción de los niveles de ozono se produce cada primavera austral en la Antártida, pero es menos habitual en el Ártico. EFE

    Algo más

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    -Publicidad -

    Noticias relacionadas

    Síguenos

    301FansMe gusta
    96SeguidoresSeguir
    49SeguidoresSeguir

    Las más leídas

    ¿Quieres estar al día con las últimas noticias?

    ¡Nos encantaría saber de usted! Complete sus datos y nos mantendremos en contacto. ¡Es así de simple!